La fundación impulsora de la certificación, que es gratuita, reclama a los partidos que incorporen en sus programas medidas contra esa estrategia comercial de reducir deliberadamente la vida de un producto para incrementar las ventas.

El espíritu de resistencia de los consumidores hacia la obsolescencia programada, la estrategia comercial de reducir deliberadamente la vida de un producto para incrementar su consumo, está creciendo. Y a esa tendencia opositora se suman ahora las propias empresas. Frente a los muchos fabricantes que diseñan productos o servicios de tal modo que, tras un periodo de tiempo calculado de antemano, se vuelven obsoletos o inservibles consiguiendo el incremento de las ventas y la aceleración del consumo, hay otros tantos dispuestos a abandonar esas prácticas. Un ejemplo muy conocido en Euskadi es el de Koopera, un proyecto dedicado a la reutilización de aparatos eléctricos y electrodomésticos.

Esta organización y el resto de las que rechazan la elaboración de productos diseñados para morir rápidamente, podrán ser distinguidas con un sello que certifique ese buen hacer.  Se trata del sello ISOPP, innovación Sostenible sin obsolescencia programada, al que puede aspirar cualquier organización que cumpla un decálogo de buenas prácticas. Entre ellas destacan que los productos sean reparables por un coste menor al de comprar uno nuevo o que la garantía del producto sea superior a los dos años obligatorios por ley. Lo novedoso de este sello es que se otorga además de manera gratuita.

(Cuerpo de la noticia extraído del diario.es, en http://www.eldiario.es/norte/euskadi/obsolescencia-programada-sello-certificacion-empresas-partidos_0_454254701.html)


DECÁLOGO INEQUIVIOCO PARA LA OBTENCIÓN DEL SELLO ISSOP

  1. Priorizar la compra de productos y la contratación de servicios que sean respetuosos con el medio ambiente, fabricados sin obsolescencia programada, y si es fabricante de algún producto, fabricarlo sin obsolescencia programada. Utilizando preferiblemente producto local y el “Comercio Justo”.
  2. Contribuir a la mejora energética y a la disminución de emisiones, con el objeto de reducir las huellas de carbono y ecológica corporativa.
  3. Realizar la correcta gestión de residuos.
  4. Promover la cultura del consumo social y ambientalmente responsable.
  5. Apostar por una responsabilidad ambiental y la preservación del Medio Ambiente local.
  6. Facilitar el acceso a la formación ambiental y de integración social.
  7. Evitar hacer uso de una publicidad engañosa o ambiental y socialmente irresponsable.
  8. Promover la igualdad e integración social.
  9. Facilitar la conciliación laboral, familiar y personal.
  10. Promover y difundir los compromisos adoptados hacia un modelo de gestión más sostenible y responsable. Incluir en sus contratos con terceros clausulas que impidan la corrupción.

Las empresas que obtengan el sello ISSOP en este programa podrán acceder a utilizarlo como logo que identifica a las organizaciones que se comprometen con la sostenibilidad. Estos son algunos de los beneficios a los que accederán.

  • Participas de forma activa en beneficio de un desarrollo sostenible,  contribuyendo a la protección ambiental de tu entorno, transformándolo en un entorno de mayor calidad.
  • Con tus acciones podrás alcanzar una reducción de los gastos de consumo energético y del agua.
  • Comprometiéndote, lograrás una minimización en la producción de tus residuos, lo que optimiza los costes de tratamiento de los mismos.
  • Mejoras la imagen pública de tu empresa, que podría conllevar la fidelización de tus clientes y la captación de otros que busquen un producto diferenciado en el mercado.
  • Favoreces el posicionamiento de tu empresa, marcando la diferencia con la competencia.
  • Mediante el desarrollo de estas acciones contribuyes a mejorar las necesidades sociales de tu entorno, participando de una sociedad más solidaria.

(Información extraída de la propia web, http://feniss.org/sello-issop/)

Anuncios